"Ves cosas y dices, ¿por qué? Pero yo sueño cosas que nunca fueron y me digo, ¿por qué no?"

 

Esto tan profundo que acabas de leer no me lo he inventado yo, salió de la mente del escritor dublinés George Bernard Shaw, pero me encanta, y espero que no suene pretencioso pero creo que define mi carácter en gran medida.

Siempre me ha costado menos crear mis propias historias que involucrarme en las de otros. De pequeño era un niño de Lego y Playmovil más que de balón. De aquellos de mundo interior que decían. Ojo, que nunca he sido alguien solitario, no conviene confundir una cosa con la otra. Soy un bicho social por definición y, tal vez, sea eso lo que me ha llevado una y otra vez a crear juegos para compartir ese mundo interior mío con la gente de mi alrededor.

Ahora parece que me encuentro en ese punto en el que toca enseñar qué hago a más gente. Salir más allá de mi zona de confort y que la gente vea lo que hago, juegue y, espero, se divierta con ello. Y allá voy, con toda la ilusión de quien empieza en su primer trabajo, aunque sea a los 31 años... Espero seguir durante mucho tiempo haciendo juegos para divertir y, por supuesto, espero seguir divirtiéndome haciéndolos y no dejar nunca de aprender en el viaje.

Y me permito cerrar volviendo a parafrasear a Shaw.

 

"El hombre no deja de jugar porque se vuelve viejo. Se vuelve viejo porque deja de jugar".

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now